Última hora

¿Qué hay detrás de una zona azul?

La falta de cultura ciudadana y el desconocimiento de las normas ocasionan hechos reprochables por parte de los ciudadanos día a día.

Desde la Alcaldía quieren dignificar este tipo de ocupaciones.

Arrastraron a doña Gladys


El lunes en la pendiente antes de Megacentro Pinares, se encontraba la operadora de zona azul Gladys Velásquez. Ella con sus nueve años de experiencia alcanzó a poner dos tiquetes en el parabrisas del automóvil que había dejado una mujer, lo que significaba que llevaba dos horas, pero al regresar la conductora solo entregó a la distribuidora $2.500, no los $6.000 correspondientes y le dijo ‘no tengo más’.

Doña Gladys relata lo siguiente: “Iba a quitar los tiquetes del parabrisas, como prueba del no pago, eso sí que enojó a la señora y sin darme tiempo de nada arrancó, yo por no dejarme caer me prendí del volante y ella arrancó y me arrastró a la vista de las personas que pasaban por ahí, todos decían uy pensamos que la había matado. Un taxista la persiguió para tomar los datos de la placa y me las mandó con otro señor, me dieron tres días de incapacidad, el supervisor me dijo que la están buscando los de Tránsito y sé que van a revisar las cámaras de seguridad, me dijeron que esperara la asesoría por las lesiones que me causó”.

La señora Velásquez es madre cabeza de hogar y en todo el tiempo que lleva en esta ocupación es la primera vez que le pasa algo así. Esta situación fue el impulso para consultar a la directora de Zonas de permitido parqueo, Paola Díaz, su dependencia está adscrita a la Secretaría de Hacienda.

En primer lugar, la doctora Díaz informó: “Los operadores deben saber que no se deben quedar sin hacer nada, porque nosotros tenemos apoyo jurídico, así como la ruta de salud y de apoyo psicológico”. También dijo que inmediatamente conocieron del accidente a través de un grupo en el que están los supervisores y coordinadores, se activó una ruta con el Instituto de Movilidad. “Esta situación no fue solo ayer, se vive a diario en las zonas, porque los usuarios agreden a los distribuidores, les tiran el carro, los tratan mal”.


Esta tiquetera tiene un costo de $192.000, lo que el conductor desconoce es que cuando está en una zona azul, el distribuidor comercial ya ha pagado todos los tiquetes para operar esa zona.

Aspectos del funcionamiento


La consulta por este tema empezó con la pregunta sobre la modalidad de contratación que tienen estas personas. “Ellos son distribuidores comerciales independientes, la misma figura que maneja la Lotería de Risaralda”, explicó Paola Díaz. Acerca del estado de los chalecos de algunos de ellos comentó que “No se puede hablar de dotaciones, porque solo se le da a empleados o servidores públicos. Con ellos se maneja el tema de distintivos comerciales que están en proceso de contratación a través de la Secretaría de Hacienda”.

El problema según la directora es que en Pereira, las personas no saben o no conocen por qué funcionan las zonas de permitido parqueo, qué hay detrás de ellas y menos por qué están pagando un tiquete que realmente es una tasa por ley. Por eso hay que inmovilizar los vehículos, por el no pago de ese impuesto.


7:00 a.m. a 6:00 p.m., soportando cualquier clima y los riesgos de ser atracados o atacados por cobrar el uso del espacio. Los distribuidores rotan día a día en un lugar diferente.

¿Qué pasa si no pago el tiquete?


Las zonas azules existen porque hay un impuesto, son un tributo por el uso invasivo del espacio público regulado por el Decreto 1032 del 2010, según acotó Díaz, Los usuarios tienden a decir que es una tarifa alta, que no cuidan los carros, que no están pendientes de los robos, pero la realidad es que las zonas de permitido parqueo funcionan como dicta el Decreto ya mencionado. Hay 82 distribuidores, lo que quiere decir que hay ese mismo número de zonas azules y estas se fijaron por medio de las resoluciones 598 y 774.


“¿Cuál es el inconveniente? Primero que el usuario no conoce la normatividad, por eso no tenemos obligación de cuidar los vehículos, porque la ciudad no es un parqueadero. El desconocimiento de la ley no exonera de su cumplimiento”, dice la directora Díaz.

En las zonas azules


Los distribuidores comerciales compran una tiquetera de forma anticipada, de esos tiquetes ahí ellos ya están sacando su utilidad, según se conoció y al empezar a poner los tiquetes generan utilidad neta. “El inconveniente que tenemos con los distribuidores es que nosotros tenemos que generar unos distintivos comerciales que los acrediten como operadores de esa zona”, puntualizó Díaz.


Desde la Dirección de zonas de parqueo, se verifican constantemente antecedentes penales, disciplinarios, medidas correctivas, antecedentes policiales de los distribuidores. La coyuntura es la falta de cultura ciudadana, porque el usuario no sabe que cuando paga el tiquete ayuda a mejorar la calidad de vida de una familia pereirana.


“En la Alcaldía queremos sensibilizar sobre la población que opera estas unidades de negocio, ojalá las cosas empiecen a cambiar, que haya respeto por el otro. La ciudad se ha convertido en un parqueadero público, porque no hay parqueaderos y por esto tenemos que hacer un plan maestro que está entre los planes grandes del alcalde”


Las zonas sin demarcación debe ser un trabajo conjunto entre la Dirección de zona de parqueo y el Instituto de Movilidad. También hay calles que tienen zona azul a lado y lado que dejan solo un carril para transitar.

Dato


Las personas que trabajan en zonas azules son población vulnerable, personas con discapacidad, adultos mayores o madres cabeza de hogar, generalmente tres familiares dependen de este ingreso.

Voz de los distribuidores


José Eugenio Corrales - operador

“Me contaron que van a poner guardas cerquita de las zonas para el que no quiera pagar hacerle comparendo. Yo no me pongo a pelear, ahí queda la placa en la colilla”.


Francisco Martínez - operador

“Tengo 75 años y llevo 14 trabajando en esto, yo estaba bien, pero en la 4 con 32 una moto en contravía me levantó y me quedó mal la pierna izquierda”.

Fotos Dávison Tangarife

No hay comentarios