Última hora

Agua, el eterno problema de los piñeros

Liliana Cardona Marín

Un poco de historia

El patrimonio inmaterial de las piñas de Cerritos, se convirtió en una situación complicada de manejar para la administración municipal.



Al menos un centenar de familias dependen económicamente de la comercialización de esta fruta en las vías que de Pereira conducen al norte del Valle del Cauca y viceversa, sector más conocido como ‘Corredor turístico de la piña’, con reconocimiento nacional, algunos de los vendedores dicen llevar casi 50 años en esta labor.


La historia es confusa para todos aquellos a quienes se les pregunta por la Alcaldía que tuvo a bien reubicarlos en los módulos que ocupan en la actualidad, pero las indagaciones arrojan que fue entre el segundo semestre de 2007 y el primer semestre del año 2008, cuando fueron entregados 56 módulos en cuatro puntos de esta vía nacional, cada punto con dos o tres baterías sanitarias. Para aquel entonces los alcaldes fueron Juan Manuel Arango e Israel Londoño y el ministro de Transporte era Andrés Uriel Gallego (Q.E.P.D), el costo de estas construcciones en guadua fue de $1.200 millones de los cuales $800 millones aproximadamente salieron de la Gobernación de Risaralda y cerca de $400 millones de la Alcaldía de Pereira.


Lo que sucede en el presente


Los comerciantes aseguran que el Municipio realmente nunca le recibió en propiedad esta obra al Instituto Nacional de Concesiones (Inco), porque en cada uno de los puntos antes mencionados no se dejó adecuado el sistema de acueducto. Por eso hasta ayer el problema con el suministro de agua es el siguiente: la distribución consta de siete módulos, el baño correspondiente a estos, un espacio en cemento donde se aprecian las tapas de los pozos sépticos, una especie de muro pequeño donde está empotrado el tanque para 2.000 litros de agua y de nuevo otro baño con los otros siete módulos.


A la pregunta si han recibido la visita de alguna autoridad, los vendedores responden: “En más de 15 años, los únicos que han venido son los de manipulación de alimentos a ponernos a voltear”. El presidente de Avepiña (Asociación de vendedores de piña) Jhon Jairo Mosquera, explicó la situación de la siguiente manera: “En este momento lo que nosotros necesitamos y pedimos a la Alcaldía es que nos puedan seguir abasteciendo, ya que con el cambio de administración, Aguas y Aguas suspendió el llenado de los tanques que nos hacían dos veces a la semana”.

Este es uno de los cuatro tanques que surte Aguas y Aguas.



La Acción Popular


Avepiña entabló este recurso jurídico en contra de la Gobernación, Aguas y Aguas y la Asociación Viva Cerritos, de esta última se sabe que salió limpia del proceso, porque son privados y no tienen obligación alguna con los piñeros, pero en cuanto a los demás demandados el Juzgado Séptimo Administrativo les concedió la razón a los piñeros. Por lo demás en este sector las casas y algunos restaurantes tienen su propio aljibe artesanal.


“Vea las temperaturas tan altas, se está convirtiendo en un problema sanitario, ya que necesitamos el agua para todas las labores normales y los servicios, las personas sobre todo los viajeros solicitan el baño y se enojan porque no se los podemos prestar, pero cómo hacemos si no tenemos ni una gota”, dijo el señor Mosquera. Curiosamente, al retornar de hacer la reportería para esta nota, el carrotanque de Aguas y Aguas llegó y los abasteció, pero esta solución no es la de fondo.


La respuesta de Aguas y Aguas


En nombre de la Empresa llegó un comunicado firmado por la doctora Mónica Paola Saldarriaga, la nueva gerente: “Es importante aclarar que esta comunidad se encuentra ubicada por fuera tanto del perímetro de prestación del servicio de la Empresa de Acueducto y Alcantarillado de Pereira, como de la zona de expansión definida en el Plan de Ordenamiento Territorial, hechos que nos limitan legalmente, como Empresa, para adelantar las inversiones orientadas a la expansión de redes que requiere la zona y que se encuentran cuantificadas en aproximadamente $1.200 millones o para asumir los costos por la prestación del servicio a través del suministro por medios alternos.


De acuerdo al fallo de la Acción Popular en 2021, el Municipio de Pereira es el responsable de realizar las obras y acciones necesarias para prestar el servicio en el sector, por lo que, en atención a ello, desde 2019 ha solicitado a Aguas y Aguas de Pereira entregar agua a través de carrotanques, habiéndose realizado 1.250 entregas (tres semanales), para un suministro total de 7.315 metros cúbicos, lo que representa un costo total de $450 millones de pesos adeudados a noviembre de 2023 a la Empresa por dicho concepto, hecho que nos obliga a suspender el envío de estos vehículos a la zona, hasta tanto se acuerde con el Municipio y la Secretaría a cargo, el mecanismo de pago por el agua que se ha suministrado. Desde Aguas y Aguas, estamos prestos a avanzar con el Municipio de Pereira en la materialización de un acuerdo de voluntades que permita la formalización legal del suministro del servicio al sector Piñeros”.


Los otros problemas

“La energía nos está llegando súper altísima, porque nos tienen como sector comercial, estamos trabajando con las uñas, el precio de la piña está por las nubes y si nos ponen el acueducto a la tarifa de la luz, no seríamos capaces de pagar”, puntualizó Jhon Jairo Mosquera. Pero el manejo de residuos sólidos también se les está saliendo de las manos, porque en uno de los puntos se percibe que se deposita orgánicos y comunes en la parte de atrás, aunque ellos aseguran que cada 15 días recogen, mientras que en otro, tienen más de 10 bolsas negras que generan olores y moscas, pero no pueden lavar el lixiviado porque no tienen agua.


Artículo 88 Código Nacional de Policía

Es obligación de todos y cada uno de los establecimientos de comercio abiertos al público, prestar el servicio de baño a niños, mujeres en evidente estado de embarazo y adultos de la tercera edad cuando así lo soliciten, sin importar que los mismos sean sus clientes o no. El incumplimiento de esta norma puede acarrear una medida sancionatoria de $120 mil más o menos o la suspensión temporal de la actividad económica si esta es reincidente. Pero cuando las condiciones de higiene no están dadas, como en este caso, ¿qué?


¿Cómo ve esta situación?


Enrique Taborda - afectado

“Ha sido bastante difícil la verdad, hemos agotado recursos en los bomberos, que ellos no pueden. Me toca ir a traerla hasta el río Otún a 12 kilómetros de aquí y en la Alcaldía le pidieron al presidente de la Junta unas firmas para saber cuántas personas había aquí”.


Javier Hincapié - afectado

“Así no tengamos altas temperaturas, el agua es un elemento vital para toda labor humana, con el servicio de limpieza de los pozos sépticos no hemos tenido ningún problema, la Alcaldía manda cada que se necesita”.

No hay comentarios